Artículo 248 bis del Código Penal

Art. 248 bis. El empleado público que solicitare o
aceptare recibir un beneficio económico para sí o un tercero
para omitir o por haber omitido un acto debido propio de su
cargo, o para ejecutar o por haber ejecutado un acto con
infracción a los deberes de su cargo, será sancionado con la
pena de reclusión menor en su grado medio, y además, con
la pena de inhabilitación absoluta para cargos u oficios
públicos temporal en cualquiera de sus grados y multa del
tanto al duplo del provecho solicitado o aceptado.

Si la infracción al deber del cargo consistiere en
ejercer influencia en otro empleado público con el fin de
obtener de éste una decisión que pueda generar un provecho para
un tercero interesado, se impondrá la pena de
inhabilitación absoluta para cargo u oficio público, perpetua, además
de las penas de reclusión y multa establecidas en el
inciso precedente.